SANTIAGO, Chile, 24 de junio de 2020 /PRNewswire/ — El pasado 16 de marzo, y ante la entrada del coronavirus en la región, la organización TECHO decidió suspender todas sus actividades en terreno; en todas sus oficinas de América Latina y El Caribe. Con el compromiso de velar por el bienestar de las familias que habitan las más de 500 comunidades en las que trabajan y del equipo de voluntariado que acompaña sus operaciones. Sumado a esto, la organización mudó a su personal a liderar las gestiones por medio del teletrabajo.

Foto – https://mma.prnewswire.com/media/1196177/TECHO.jpg

Transcurridos ya cien días, son más de cien mil familias (más de 400 mil personas) las que han sido beneficiadas por TECHO durante la pandemia. Cajas de alimentos, insumos de higiene y prevención, sistemas de captación de agua y consultorios médicos, han sido la base del apoyo que TECHO a desplegado para familias que viven en situación de pobreza.

Ante circunstancias complicadas y sin poder trabajar presencialmente junto a los liderazgos comunitarios, la organización desplegó un sistema de acompañamiento a distancia, para conocer las necesidades de las comunidades en las que tienen presencia en toda la región. Esto ha permitido establecer en tiempo real la cantidad de personas desabastecidas y afectadas por el COVID19. La organización reporta que más de 115 mil personas necesitan abastecerse semanalmente, contando únicamente el relevamiento de 548 comunidades en las que trabajan. Solo en América Latina viven más de 180 millones de personas viviendo en situación de pobreza (CEPAL, 2018). Población altamente vulnerable a la pandemia, con proyecciones nada alentadoras que estiman que la cifra ascenderá a 215 millones (CEPAL, 2020) de personas por los efectos del COVID.

Son los asentamientos populares en situación de pobreza, en donde los servicios básicos indispensables son escasos o ausentes: vivienda, agua, saneamiento, electricidad. Más de 100 millones de personas habitan en asentamientos populares en América Latina (ONU Hábitat, 2016). También el hacinamiento de las familias, genera la imposibilidad de lograr el metro y medio de separación promovido como recomendación internacional para prevenir contagios. Además, los centros de salud cuentan con recursos insuficiencias, si es que se cuenta con las instalaciones mínimas o adecuadas para la población.

«La realidad actual es crítica, lo era antes del COVID-19 y lo es con más intensidad con los efectos devastadores del virus. La urgencia de una vivienda digna; el debate sobre el acceso a la salud que hoy se encuentra con un sistema desbordado…», expresa Juan Pablo Duhalde, Director General para TECHO Internacional. «La pandemia de las pandemias hace visible las profundas injusticias en nuestras sociedades fragmentadas, con ciudades que son para quienes las pueden pagar, en donde los derechos son mercancías que dependen del poder adquisitivo: agua, saneamiento, electricidad, vivienda, dimensiones que se posicionan como fundamentales para atender, mitigar y promover la recuperación para los efectos del COVID-19.» Finaliza Duhalde.

Para la organización existen claves esenciales para afrontar los efectos de «la pandemia y las pandemias.» Primero, conocer y comprender los grupos que son prioritarios de atención para un trabajo informado y participativo. Segundo, la colaboración de la ciudadanía, gobiernos locales, instituciones públicas y sociedad civil para integrar aportes, lecciones e iniciativas que permitan priorizar a población que hoy vive el impacto de la pandemia. Tercero, políticas de Estado que ponga en el centro a las personas, desde el conocimiento profundo del territorio, promoviendo el derecho a la salud, educación, vivienda y servicios básicos. Un Estado que promueva la función social de las políticas públicas de emergencia y largo plazo. Cuarto, participación ciudadana para vincular lo económico, lo político y lo social desde una toma de decisiones que potencia la gobernanza democrática de un país, municipio o comunidad.

Para conocer y apoyar las iniciativas de TECHO, en apoyo directo a familias que viven en situación de pobreza en América Latina ante el COVID19, se puede acceder a los canales de comunicación oficiales de la organización: techo.org/covid19 | FB – TW – IG – LKIN

Sobre TECHO:

TECHO es una organización presente en América Latina y El Caribe, que busca superar la situación de pobreza que viven millones de personas en los asentamientos populares, a través de la acción conjunta de sus pobladores, pobladoras y jóvenes voluntarios y voluntarias, en 18 países de la región. Su oficina internacional se encuentra en Santiago de Chile.

 

FUENTE TECHO